FAISÁN AL PALO CORTADO

El Monasterio de Alcantara tenía una receta riquísima que guardaban con primor en un recetario que había ido trasmitiendo de siglo en siglo todo su buen hacer en la cocina. Hasta que en la guerra de la independencia los franceses destrozaron la biblioteca y lo robaron.

Años después, llegaron a decir que fue uno de los mejores trofeos que consiguieron en la guerra. Un ave típica de caza que se hizo emblema de la mesa fastuosa y que hoy en día corremos el peligro de perder.

Nuestro faisán es al modo de Alcantara, desplumado, deshuesado, relleno y asado. Mucho trabajo pero el resultado lo merece.

110,00 IVA incluido

Disponible para reserva

¿Cómo lo despachamos?

Una pieza de faisán fresca al vacío pasteurizada.

Cantidad

Piezas de 1.400g aprox.

Ingredientes principales

El faisán, una de las carnes más saludables por su aporte nutricional y escaso en grasas.

Un sabor único que lo hace excepcional.

Lo hemos deshuesado y rellenado con trufa natural del norte de España, jamón serrano de Trevélez con secado 100% natural de Antonio Álvarez, paté ibérico y vino palo cortado Leonor de Bodegas González-Byass.

¿Cómo conservarlo?

Mientras decides cuándo saborearlo, mantenlo en la nevera entre 0ºC y 4ºC y consúmelo antes de la fecha de caducidad.

¿Cómo prepararlo?

Puedes hacerlo de dos maneras diferentes: Espectacular: En el horno tapado con aluminio 180ºC, 90 min hasta que el calor entre en el interior y derrita el paté. Retirar el aluminio y dorar 180ºC 30 min o al gusto, cuando esté doradito. Decorar con mucho arte y presentarlo en la mesa. Después habrá que servirlo cortando lonchas de al menos 1cm de grosor y repartiendo los muslos entre los comensales. Más sencillo: Cortarlo en lonchas en frío y hornearlo tapado con aluminio 180ºC 45 min hasta que esté caliente. Presentarlo en la misma bandeja de horno decorada.

¿Cómo presentarlo?

Mis abuelos me enseñaron a hacer unos pompones de papel para ponérselos en los muslos. Un papel de unos 21x10cm, doblado por la mitad 21x5cm. Por el lado del doblez vamos haciendo cortes paralelos de unos 3cm de largo (sin llegar a cortar los 5cm) cuanto más juntos y más finitos más bonito quedará. Terminado de hacer todos los cortes hasta el cm 21, le damos la vuelta al papel y nos quedarán los cortes redondeados. Por el lado que no están los cortes rodearemos el muslo y lo fijaremos con un doblez. Repetimos y así las dos patitas nos quedarán adornadas (Que recuerdos).

Espero haberlo explicado bien y si tenéis dudas no dudéis en preguntarme.

¿Cómo acompañarlo?

Con contrastes como castañas o frutas en almíbar, puré de manzana…

Descubre un sabor único que gustará a toda la familia